Archivo de la etiqueta: film sueco

Lilja 4-ever una película que habla del desamparo

Hace tiempo que no escribía acerca del séptimo arte con algún origen sueco y es por eso, que hoy quiero comentar acerca de una película que paso algo desapercibida en su momento pero, a pesar de los años se mantiene vigente porque, porque detrás de un tema que puede ser considerado cliché esconde muchas verdades anónimas en este mundo dignas de tratar.

Lilya Forever de Lukas Moodysson

Lilya Forever es una película del Director Lukas Moodysson.

 

La película se llama Lilja 4-ever o también, es conocida como Lilya 4-ever o Lilya Forever y es del Director de cine sueco Lukas Moodvson el mismo que hizo Fucking Åmål una película que ya había comentado antes. Resulta que esta cinta de alguna manera, lleva a los espectadores a transitar o vivir en parte, un camino diferente, triste, el del desamparo y la destrucción que recorre ciertamente, la protagonista tal como lo hace un animal sin escapatoria rumbo al matadero.

 

La protagonista se llama Lilya (Oksana Akinshina) y es una chica adolescente nacida en la ex unión soviética que le toca además, de vivir el abandono de su madre que era su único modelo o apoyo en su realidad le tocará enfrentarse a la vida y el mundo sin los rudimentos o respaldo necesario que se requieren para no sufrir mayores inconvenientes en la vida.

 

Esta chica adolescente tiene un amigo llamado Volodya (Artyom Bogucharsky) algo menor que ella y que a pesar de su corta edad se preocupa de Lilya y la llega a querer y de alguna manera, ambos tienen una conexión de amistad especial de 2 personas que se necesitan en un entono desesperanzador y sin futuro.

 

A la vida de Lilya aparece Andrei (Pavel Ponomaryov) un chico extranjero con cierto mundo que la cautiva y le propone un mundo mejor junto a él en Suecia con todo el adorno y la fantasía material que la embriaga y la deja en una difícil decisión de seguir su vida en un entorno sin futuro o bien, irse con Andrei para cambiar su realidad y prosperar… Sin embargo, todo lo que dice este chico es un engaño y la idea es introducirla en una red de prostitución.

 

El contexto en donde se enmarca esta película no es menor y vale la pena consignar ya que, con la caída de la Unión Soviética, el muro de Berlín y el desamparo y ruptura del tejido social en aquellos países mucha gente se vio en completa desprotección ante un capitalismo voraz y la incertidumbre del devenir que llevo a chicas como la protagonista de esta película a este tipo de caminos sin salidas.

 

Para mí la película en parte, es una invitación a aproximarse a una realidad a una problemática vigente – el desamparo – sintiéndola en el transcurso de la historia y por otra parte, sirve para reflexionar acerca del camino de vida personal que uno tiene y el que va a cosechar.

 

Afortunadamente, esta película además, de recomendarla se puede obtener o visualizar de manera fácil con una simple búsqueda online.

 

Ficha técnica de la película

Director | Lukas Moodysson

Guion | Lukas Moodysson

Protagonistas | Oksana Akinshina, Artyom Bogucharsky, Lyubov Agapova, Liliya Shinkaryova

Duración | 109 minutos

Miss Sweden: la búsqueda de la felicidad en la juventud

Recuerdo que hace un par de años atrás viendo videos al azar me encontré con una película que me llamo mucho la atención porque, de alguna manera sin ser densa o caer en clichés o estereotipos mostraba al natural la vida en la juventud con sus aciertos y errores.

 

Fröken Sverige o Miss Sweden es una película Sueca que narra la peculiar historia de una chica llamada Moa (interpretada por Alexandra Dahlström la misma que protagonizo la película Show me love)que tiene por una parte, una baja autoestima que la lleva a cometer errores y esto, es acompañado del intento de encajar en un grupo de amigos anticapitalistas llevando su vida a contradicciones que se van manifestando a lo largo que se desarrolla esta historia y que la hacen cuestionarse algunas cosas buscando luego, ese camino personal concordante con lo que se siente interiormente.

pelicula miss sweden

La película que captura de alguna manera la vida juvenil en Suecia no escapa de realidades en otras partes el mundo y se mantiene vigente ya que, por lo general en esa etapa de la vida se busca de alguna manera la identidad personal y en esa búsqueda existen muchos pasos en falsos pero, finalmente se va encontrando la luz en el camino y el equilibrio que a veces se pierde por completo.

 

Al parecer y por lo que he visto el cine sueco tiene una gran intención de ir retratando o capturado la vida en Suecia sin caer en extremos y siempre, expresado algunas ideas rectoras que llevan un poco a la reflexión. Miss Sweden nos desviste un poco el desamparo o falta de referentes o claridad en la juventud con sus contradicciones, errores y como la propia vida se encarga de enderezar un camino errante al equilibrio con la felicidad personal.

 

Miss Sweden es una película del año 2004 su director es Tova Magnusson-Norling y los protagonistas son:

Alexandra Dahlström: Moa.
Sverrir Gudnason: Conny.
Sebastian Ylvenius: André.
Leo Hallerstam: Jens.
Oldoz Javidi: Kim
Evalotta Helmerson: Vanna.
Michaela Berner: Josefin.
Matias Varela: Hector.
Peter Viitanen: Ola.
Sissela Kyle: Iris.
Magnus Roosmann: Bengt.
Esta película es muy pero, muy fácil de ver basta con buscarla por su nombre y se podrá ver completa de manera online.

A Swedish Love Story: el Amor en versión Sueca

Hace pocos días y por una suerte de curiosidad navegaba por Internet y me encontré con un tráiler de una Película Sueca que me llamo un poco la atención porque, parecía de los años 70’ o retrataba muy bien esa época en Suecia y como soy un ser curioso investigue un poco más y me encontré con una agradable película que refleja en parte, la vida y el amor en versión Sueca.

 

A Swedish Love Story o Una historia de amor sueca (en sueco se tituló En kärlekshistoria) es una película Sueca del año 1970 del director Roy Andersson que narra una historia romántica salpicada por el drama cuyos protagonistas centrales son 2 chicos adolecentes simplemente, enamorados y protagonizados por Ann-Sofie Kylin y Rolf Sohlman.

A swedish love story película

Esta película es todo un clásico en Suecia siendo parte, de la memoria viva de aquella época y fue por cierto, la punta de lanza para demostrar las capacidades del joven director en esa época Roy Andersson que se inspiró en la zchech new have una corriente de director checos con una mirada distintas del quehacer fílmico, como dato adjunto.

 

Volviendo a la película A Swedish Love Story esta muestra o entrenza muy bien 2 mundos algo antagónicos como lo es el amor adolecente con esperanzas, ingenuidades y un torbellino de emociones propias de esta hermosa etapa en la vida con la desesperanza, la pena y la falta de motivos o sentimientos aparentes que acechan en la vida adulta.

 

Finalmente, son 2 mundos diferentes el de las ilusiones y esperanzas en un hábitat juvenil con las desilusiones y cuestionamientos trascendentales de la gente mayor y que es, cien por ciento recomendable ver para recordar en parte y revivir nuevamente, esos sentimientos y reflexionar sobre cómo vivir el amor siendo mayor sin que este se marchite.

 

A mí, en lo personal me ha gustado A Swedish Love Story además, porque se puede ver a través de una rendija como era la vida, la ciudad y costumbres en ese tiempo en Suecia sobre todo juveniles y de plan familiar.

 

Por otro lado, me genero curiosidad como ha pasado el tiempo en los 2 chicos que protagonizaron esta historia de amor Ann-Sofie Kylin y Rolf Sohlman ya que, se veían bien juntos y la chica sueca para variar, era muy mona (guapa), por eso les dejo unas foto ajuntas de ellos antes y de ahora.

Ann-Sofie Kylin ayer y hoy

Ann-Sofie Kylin

Ann-Sofie Kylin

Ann-Sofie Kylin hoy

Rolf Sohlman ayer y hoy

Rolf Sohlman actor

Rolf Sohlman

Rolf Sohlman hoy

Por último, los invito a ver esta película que está muy fácil de buscar en internet con unos 3 o 4 clic y sumergirse en general, en el cine sueco que no está nada de mal.

Glowing Start película que habla de la vida y la muerte

Hace unos meses estaba navegando por Internet y por casualidad, me encontré con una película sueca que me atrapo y cautivo desde el principio hasta el final. Se trata de la película llamada I taket lyser stjärnorna que en inglés seria Glowing Start y en nuestro español sería algo como brillante comienzo pero, parece que se dio a conocer como tocando las estrellas. En fin, la verdad es que la película toca varios temas de la vida y se entrenzan muy bien es por eso que la quiero recomendar aquí

 llamada I taket lyser stjärnorna

Breve Sinopsis de Glowing Start

Gloewing Start es una película sueca del año 2009 protagonizadas principalmente, por una chica joven llamada Jenna (Josefine Mattsson) su madre (Annika Hallin) diagnosticada de cáncer recientemente, una amiga que se transforme en su apoyo y compañera de crimen Ullis (Mika Berndtsdotter Ahlén) y la abuela de Jenna (Anki Lidén).

 

Resulta que esta película sueca expone temas bien diversos como decía al principio con todos esos tópicos que se viven en la adolescencia como el amor y los complejos que se pueden tener con su propio cuerpo sumado a esto, la búsqueda de la identidad y pertenencia gatillada más aún por el diagnóstico de cáncer de una madre y como esto, se traduce en un hecho de reinterpretación y supervivencia de una hija adolescente y ciertamente, una abuela que aparenta fortaleza pero, en su interior es vulnerable y por último, una prueba fehaciente de lo que significa la amistad., es por eso que la recomiendo.

 

La película está dirigida por Linn Gottfridsson y Lisa Siwe y el lugar donde se filmo es en una ciudad llamada Trollhättan que como dato adjunto significa la capucha de trol y queda en la provincia de Västra Götaland, en la costa oeste de Suecia a 75 Km. De la segunda ciudad más importante de Suecia, Gotemburgo.

 

Finalmente, esta película como muchas otras se pueden encontrar por ahí online sólo basta un poco de curiosidad y unos clics en Google para poder disfrutar por ejemplo, de esta hermosa película de una novela del mismo nombre de la autora Johanna Thydell.